Aprende a preparar Slime casero con 3 ingredientes fáciles

El Slime es una masa flexible que los niños de hoy en día utilizan para distraerse, es un método de juego bastante utilizado desde hace algún tiempo y totalmente accesible. Hay muchas maneras de obtener un Slime, pero si lo que quieres es hacerlo en casa, traemos para ti algunas recetas caseras que te servirán para hacer tu propia masa flexible.

La creatividad de los niños en fundamental, además, creando un slime casero harás que se diviertan y fomentas la iniciativa de que ellos mismos empiecen a elaborar sus propias distracciones. Para realizar esta manualidad no vas a necesitas de productos químicos nocivos para la salud, además, no gastarás demasiado dinero, los materiales son accesibles y económicos.

Slime casero con maizena y colorante natural

Aprende a preparar Slime casero con maicena

Necesitarás un recipiente de plástico, una taza de agua, una taza de maizena o de almidón, colorante comestible en gotas o pintura y una cuchara de madera con la que puedas revolver la mezcla.

Como amasar un slime

Una vez que tengas todos estos materiales, procede a empezar a preparar el Slime. En el envase vas a combinar el agua con la maizena y bates de manera prolongada hasta que obtengas una sustancia gelatinosa, luego, sacas el Slime del envase y amasas con las manos, agregas el colorante de acuerdo a la tonalidad que quieres que tenga y listo, ya tienes tu slime casero.

Slime casero con pega y detergente líquido

Aprende a preparar Slime casero con detergente liquido

En este caso necesitas los mismos materiales que la receta pasada, solo que esta vez vas a reemplazar la maizena con 3 cucharadas de detergente líquido y 150 ml de agua.

Contrario a la mezcla anterior, esta vez vas a hacer dos combinaciones. En el recipiente coloca la cola y el colorante y bates con una cuchara o un palillo de plástico especial para revolver mezclas.

Aprende a preparar Slime casero con pintura

En otro envase vas a combinar el detergente con el agua y bates bien hasta que obtengas una sustancia homogénea, una vez terminada estas fases, mezclas las dos sustancias, esta vez con las manos y listo, ya tienes tu Slime.

Precauciones al tener crear tu slime

Aquí te dejamos un video donde enseñan otra forma de prepararlo:

¿Te ha interesado este contenido? Compártelo en tus redes sociales.

Fuente.