Prohíben el uso de cualquier tipo de fuegos artificiales que emita ruidos y dañe a los animales en la fiestas de Navidad en Italia.

En la ciudad de Parma, Italia, prohíben el uso de cualquier tipo de pirotecnia que emita ruidos y explosiones, con el objetivo principal de no molestar a los animales, además quedan permitidas solamente las que cumplan algunas especificaciones durante los festejos de Navidad y Fin de Año.

Las autoridades de la ciudad advirtieron que serán estrictas en el asunto de los fuegos artificiales, aunque permitirán que se sigan usando con limitaciones.

La importancia de esta prohibición es que que hay animales cuya capacidad auditiva es más sensible que la del ser humano, por lo tanto, el daño que pueden causar los fuegos artificiales en ellos va desde el estrés, taquicardia, aturdimiento, problemas cardíacos y miedo.

Los animalitos reaccionan de diferentes maneras ante el estruendo y ponen en riesgo sus vidas al no saber de dónde provienen, además pueden sufrir “estrés acústica” y una serie de afectaciones en lo inmediato, algunas de las cuales pueden hasta conducirlos a la muerte.

Es importante recordar que cada vez que son usados este tipo de pirotecnia, muchos animales desaparecen de sus hogares asustados por los estallidos, algunos se pierden y otros son atropellados en las calles.

Fuente: Laverdadnoticias